¡Hola Wishers! ¿Listos para vuestro próximo viaje sorpresa?

Cuando hablamos de Berlín, no solo nos referimos a la ciudad más animada de Alemania, sino también a una de las capitales más atractivas del mundo. Aquí encontrarás cientos de cosas por hacer y de lugares interesantes que ver, pero para conocer todos y cada uno de los rincones necesitaríamos varias semanas o incluso meses. Así que, si tu próximo destino Wisher es la fascinante capital de Alemania, Carlos y Cristina, los viajeros del blog dosmochilasenruta.com, nos cuentan en este artículo 10 cosas que ver y hacer en Berlín imprescindibles, y lo mejor de todo es que muchas de ellas son gratis.

¡Empezamos!

1. Puerta de Brandeburgo y Pariser Platz

La Puerta de Brandeburgo no solamente es uno de los símbolos más reconocidos de Berlín, sino también de Alemania. Se encuentra en la popular plaza conocida como Pariser Platz, donde se levanta desde finales del siglo XVIII, esta monumental puerta coronada por una triunfante cuadriga conducida por la diosa de la Victoria. Por aquí han pasado gobernantes de gran relevancia como Napoleón durante la ocupación francesa. Una de las curiosidades de la Pariser Platz, creada en el año 1734, es que recibió su actual nombre después de que, en el 1814, París devolviera a Berlín la escultura de la cuadriga.

Puerta de Brandeburgo y Pariser Platz

2. Reichstag

Situado en la Plaza de la República, la sede del Parlamento alemán es uno de los edificios más distinguidos de la capital germana. El atractivo más destacado de esta majestuosa construcción, es la espectacular cúpula de cristal y acero diseñada por Normand Foster, que simboliza la voluntad de transparencia, y por la cual se puede subir y disfrutar de una de las mejores vistas panorámicas de Berlín.

La entrada es gratuita, pero es importante que recuerdes que has de reservar la visita con antelación y llevar contigo un documento de identidad para poder acceder.

Reichstag

3. Memorial del Holocausto

A escasos metros de la Puerta de Brandeburgo se encuentra el memorial del Holocausto, un monumento dedicado a la población judía de Europa que fue asesinada en los campos de concentración nazis entre los años 1933 y 1945. Podrás caminar entre los más de 2.700 bloques de hormigón de distintos tamaños, además de visitar el centro de documentación sobre el genocidio, que se encuentra justo debajo del memorial, y donde se expone información sobre la historia en aquellos años, las políticas de exterminio nazi, audios con testimonios de las víctimas y otros documentos multimedia.

Memorial del Holocausto

4. Postdamer Platz

Otra de las cosas que hacer en Berlín durante tu viaje sorpresa, es dar una vuelta por la Postdamer Platz. En la década de 1920 fue la plaza con más actividad de Europa pero quedó, al igual que muchos otros lugares de la ciudad, destruida a consecuencia de la Segunda Guerra Mundial. Con la reunificación de Berlín, la plaza volvió a recobrar vida, y hoy es una de las zonas más atractivas de la capital. De noche, llama mucho la atención la iluminación de sus modernos rascacielos.

Postdamer Platz

5. East Side Gallery

Con sus 1.300 metros, es el tramo más largo que se conserva del Muro de Berlín. Desde que cayó en el año 1989, este lugar se ha convertido en un símbolo para recordar la división de Alemania durante 28 años. Esta parte del muro es una auténtica galería de arte al aire libre, donde se expone una impresionante colección de murales y pinturas con mensajes políticos, realizadas por más de 100 artistas procedentes de distintos países. Algunas de las pinturas más famosas son la del beso de los políticos Honecker y Breznez, y la del coche chocando contra el muro.

East Side Gallery

6. Isla de los Museos

Esta isla en medio del río Spreed, concentra uno de los mayores complejos museísticos del mundo. Inaugurada en el año 1830, la conocida Isla de los Museos alberga nada más y nada menos que el Museo del Pérgamo, el Museo Bode, el Museo Antiguo, el Museo Nuevo y la Antigua Galería Nacional, además de la monumental Catedral de Berlín y el Palacio Real de Berlín.

Durante la Segunda Guerra Mundial, la isla fue gravemente dañada y reconstruida años más tarde, siendo declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1999. Una de las curiosidades es que desde el año 2017, hay un camino que conecta todos los museos entre sí.

Isla de los Museos

7. Catedral de Berlín

¿Qué tal os van pareciendo estas recomendaciones para vuestro viaje sorpresa? ¡Sigamos!

La Catedral de Berlín, construida entre los años 1894 y 1905 sobre los restos de una antigua catedral barroca del siglo XVIII, la Catedral de Berlín es el templo más grande de la ciudad, y en el que destaca su enorme cúpula de 85 metros de alto. La cripta de la catedral alberga los sarcófagos de varios miembros de la familia Hohenzollern, como Federico I, rey de Prusia, la reina Sofía Carlota y Guillermo II. Tras los daños de la Segunda Guerra Mundial, no reabrió sus puertas hasta el 1993, después de 40 años de restauración.

Catedral de Berlín

8. Check Point Charlie

Este era el paso fronterizo más conocido del Muro de Berlín, y el único punto por el que podían pasar diplomáticos, extranjeros y militares entre la Berlín Este y la Oeste. Aunque este puesto fue cerrado en el año 1990, se puede ver una réplica de una caseta de guardia, además de los sacos de arena y una señal que anuncia que se está abandonando el sector americano. Aquí también encontrarás el Haus am Checkpoint Charlei, un museo donde se documenta los acontecimientos relacionados con la historia de la Guerra Fría y el Muro de Berlín.

Check Point Charlie

9. Alexander Platz

Esta popular plaza, antiguamente conocida como Oschenmarkt, era donde tenía lugar el mercado de ganado y lana. Más tarde fue rebautizada con el nombre de Alexander Platz, en honor al zar Alejandro I, que visitó Berlín a principios del siglo XIX. Aunque fue destruida en gran parte durante la Segunda Guerra Mundial, en la década de 1960 se empezaron a construir edificios alrededor, y actualmente es uno de los puntos más concurridos y animados de la ciudad, gracias también a que es una zona comercial.

Aquí es donde se encuentra el famoso Reloj Universal, que marca las horas de las principales ciudades del mundo. A muy pocos metros de la plaza también se encuentra la famosa Torre de Televisión, el edificio más alto de la ciudad y al cual es posible subir para tener unas magníficas vistas de la capital alemana.

Alexander Platz

10. Castillo Charlottenburg

El Castillo de Charlottenburg fue construido a finales del siglo XVII como residencia de verano de la reina Sofia Carlota, esposa de Federico I y una de las primeras monarcas de Prusia. ¡Es un imprescindible durante tu viaje sorpresa!

Para entrar al interior del castillo y visitar los distintos salones, galerías y estancias, es necesaria una entrada, pero si quieres pasear por sus exteriores podrás hacerlo de manera gratuita. Te sorprenderá la fachada barroca del edificio, ya que es uno de los conjuntos arquitectónicos más bonitos de Berlín, además de disfrutar de sus preciosos y enormes jardines que cuentan incluso con ríos y lagos artificiales.

Castillo Charlottenburg

Y con esto cerramos nuestro viaje sorpresa a Berlín! Recuerda que puedes reservar tu escapada sorpresa de 2 días o más desde 99 € haciendo click AQUÍ o si lo prefieres, puedes hacer un viaje sorpresa de solo 1 día AQUÍ. ¡Te esperamos! 🙂

INFORMACIÓN PARA IR DEL AEROPUERTO BERLÍN – TEGEL AL CENTRO

  • Autobús: hay un total de 4 líneas de autobús que conectan el aeropuerto con diferentes puntos en Berlín:
    • JetExpressBus TXL. Paradas: Aeropuerto Tegel, Beusselstraße (S-Bahn), Hauptbahnhof (S+U-Bahn), Brandenburger Tor (S+U-Bahn) y Alexanderplatz (S+U-Bahn).
    • Autobús 109. Paradas: Aeropuerto Tegel, Jakob-Kaiser-Platz (U-Bahn), Jungfernheide (S+U-Bahn) y Zoologischer Garten (S+U-Bahn).
    • Autobús 128. Paradas: Aeropuerto Tegel, Kurt-Schumacher-Platz (U-Bahn), Franz-Neumann-Platz (U-Bahn) y Osloer Straße (U-Bahn).
    • X9 JetExpressBus. Paradas: Aeropuerto Tegel, Jungfernheide (S+U-Bahn) y Zoologischer Garten (S+U-Bahn).

Para comprar el billete es de vital importancia entender cómo funcionan las diferentes zonas de Berlín (A, B y C). La zona A sería el centro urbano, la zona B el territorio urbano y la zona C las afueras de la ciudad. El aeropuerto de Tegel se encuentra en la zona B. Destacamos que el billete, una vez emitido, tiene una duración de 2h, tiempo durante el cual puedes usar toda la red de transporte (autobús, metro, tranvía). 

Es muy importante validar el billete, ya que si no se hace puede haber multas. 

Los precios son de aproximadamente 3 € por persona y el trayecto tiene una duración de unos 25 minutos.

  • Otros transportes: siempre puedes coger un taxi o contratar un servicio de traslado privado que te dejará en el centro en tan solo 15 minutos.

INFORMACIÓN PARA IR DEL AEROPUERTO  AEROPUERTO BERLÍN – SCHONEFELD AL CENTRO

  • Airport Express: es un servicio de tren que realiza el trayecto hasta el centro en unos 30 minutos. Las paradas a lo largo de su recorrido son: Spandau, Zoologischer Garten, Hauptbahnhof, Friedrichstrasse, Alexanderplatz, Ostbahnhof y Karlhorst. El billete sencillo cuesta unos 3,4 € por persona (zona C).
  • Tren: con los trenes de cercanías S-Bahn podemos llegar hasta el centro, pero resulta más recomendable utilizar el Airport Express ya que por el mismo precio llegas más rápido a la ciudad.
  • Autobús: no recomendamos el autobús ya que es un transporte bastante lento y caro.
  • Otros transportes: siempre puedes coger un taxi o contratar un servicio de traslado privado (unos 60 € por trayecto).

Cualquier duda que tengas nos puedes enviar un correo electrónico a info@wishandfly.com y te responderemos lo antes posible!

Nota: los datos y precios especificados en este documento no son oficiales. El contenido es meramente de carácter informativo y aproximado.